*DOWNLOAD E-PUB ⇩ Poczta literacka, czyli jak zostać (lub nie zostać) pisarzem ☠ Ebook or Kindle ePUB free

Es, sin exagerar, un taller literario de bolsillo Szymborska es ingeniosa, divertida y encantadoramente cruel Una joya. Szymborska, Premio Nobel 1996, no s lo es una poeta excelente, sino tambi n una cr tica heterodoxa, simp tica y nada enigm tica v ase Lecturas no obligatorias, o Prosas reunidas , pero tambi n resulta ser una consultora de escritores ir nica y directa Durante a os contest un consultorio en la revista polaca Vida literaria en el que de forma an nima contestaba a las dudas de escritores en ciernes que necesitaban, a veces ser espoleados para espabilarse, y otras a alguien que les dijese la ve Szymborska, Premio Nobel 1996, no s lo es una poeta excelente, sino tambi n una cr tica heterodoxa, simp tica y nada enigm tica v ase Lecturas no obligatorias, o Prosas reunidas , pero tambi n resulta ser una consultora de escritores ir nica y directa Durante a os contest un consultorio en la revista polaca Vida literaria en el que de forma an nima contestaba a las dudas de escritores en ciernes que necesitaban, a veces ser espoleados para espabilarse, y otras a alguien que les dijese la verdad, es decir que dejaran la escritura para el desahogo ntimo y personal.El librito es descacharrante, y lo siento por aquellos a los que les fastidi el proyecto literario pero aunque el libro no contempla ni las poes as ni los relatos que los lectores le enviaban, salvo algunos fragmentos, por sus comentarios nos los podemos imaginar En todo caso, el librito es un cat logo de consejos para quien quiera dedicarse a la escritura, y un test definitivo para aquellos que deben renunciar a ella A cambio, propone a todos una mejora en cantidad y capacidad lectora Una sabia Y para muestra varios botones Que los elogios sean relativamente pocos ya no es culpa nuestra El talento literario no es un fen meno de masas Por qu tendr a que apetecernos leer eso, si todo parece indicar que al autor ni siquiera le apeteci pasarlo a limpio nos piden una relaci n completa de los libros que hay que leer, como si el desarrollo de un escritor no exigiera total autonom a en ese mbito Tenemos un principio Todos los poemas sobre la primavera quedan descalificados autom ticamente Es un tema que ha dejado de existir en la poes a En la vida sigue existiendo, claro Pero son dos cosas distintas Ha escrito usted una clamorosa s tira contra las secretarias que si repintadas, que si repeinadas, que si con las u as pintadas de rojo De lo que se deduce que si tuvieran el pelo hecho un asco y llevaran un cilicio, entonces s que trabajar an bien de verdad Est usted hecho un carroza Mortal, la colega Dice Szymborska que la verdadera literatura empieza cuando los personajes vivos intrigan m s que un misterioso cad ver Cierto Dice tambi n que nuestra vida es muy corta y que, a pesar de ello, o precisamente por ello, exige paciencia con todos y cada uno de los detalles M s cierto a n Adem s afirma que el escritor debe tener el firme convencimiento de que el mundo merece seguir existiendo, y con m s felicidad que hasta ahora En lo que se refiere a hacer del mundo un lugar m s feliz, p Dice Szymborska que la verdadera literatura empieza cuando los personajes vivos intrigan m s que un misterioso cad ver Cierto Dice tambi n que nuestra vida es muy corta y que, a pesar de ello, o precisamente por ello, exige paciencia con todos y cada uno de los detalles M s cierto a n Adem s afirma que el escritor debe tener el firme convencimiento de que el mundo merece seguir existiendo, y con m s felicidad que hasta ahora En lo que se refiere a hacer del mundo un lugar m s feliz, parte crucial del oficio del poeta, nos consta que la autora cumpli sobradamente su parte Qu estupendo cat logo de recomendaciones, todas escritas con gracejo y sinceridad audaces, el que recogen estas p ginas Doscientas treinta y tres pildoritas sabiamente burlonas, aunque a servidora le hubiese gustado que fueran mil Y es que una nunca se cansa de la amigable inteligencia de esta mujer, profusamente bendecida por el dios de las artes Pero qu gran descubrimiento Me ha encantado y me he re do de principio a fin y es que no se puede ser m s brillante, m s ir nica y m s sarc stica como Wislawa En este libro nos encontramos ante las respuestas que la autora remit a a todos aquellos que escrib an a la revista literaria en la que trabajaba, para que les dieran su punto de vista Pero como afirma Wislawa en una de sus contestaciones, la literatura no es un fen meno de masas. Cualquier cosa en este mundo se desgasta con el uso, excepto las reglas gramaticales Util celas sin miedo, hay suficientes para todos Con este tipo de respuestas despachava Szymborska a aquellos que se cre an distinguidos por las musas y carec an de oficio Inteligente, mordaz, y muy divertido el Correo literario nos va a ser muy til en cualquier lugar y en cualquier tiempo. Me re mucho Dejo esto No, no y no, nadie escribe para s mismo , de qu sirve esa mistificaci n Absolutamente todo, desde la declaraci n J zek es inv cil garabateada con tiza en un muro hasta Jos y sus hermanos , fue escrito por la imperiosa necesidad del autor de imponer sus pensamientos a los dem s Lo m ximo que uno anota para s mismo son las direcciones en una agenda y, si es de esp ritu valeroso, tambi n las deudas contra das. Correo literario de N rdica libros Wis awa Szymborska contra el mundoEn el rinc n de color blanquirrojo y no es porque esta mujer sea del Atl tico, sino porque esos son los colores de la bandera de Polonia , tenemos a la Premio Nobel de literatura del a o 1996 y extraordinaria poeta, Wis awa Szymborska En el otro rinc n del ring, de color oscuro plagio, de color negro ep gono, de color ceniza diletante, tenemos a los aprendices a literatos Puede comenzar el combate Y el combate se llama Cor Correo literario de N rdica libros Wis awa Szymborska contra el mundoEn el rinc n de color blanquirrojo y no es porque esta mujer sea del Atl tico, sino porque esos son los colores de la bandera de Polonia , tenemos a la Premio Nobel de literatura del a o 1996 y extraordinaria poeta, Wis awa Szymborska En el otro rinc n del ring, de color oscuro plagio, de color negro ep gono, de color ceniza diletante, tenemos a los aprendices a literatos Puede comenzar el combate Y el combate se llama Correo literario, publicado por N rdica Libros.En efecto, la poeta Wis awa Szymborska llev una especie de consultorio de escritores mejor dicho, de aspirantes a serlo en la revista Vida literaria ycie literackie que apareci en Polonia, concretamente en Cracovia, el 4 de febrero de 1951 Dice mucho del inter s de los polacos por la literatura que ya en 1951, y despu s de los horrores que hab an pasado durante la Segunda Guerra Mundial, tuvieran tanta pasi n por las letras, sobre todo ante el previsible futuro de horrores comunistas que se avecinaban Aunque entiendo que es un mecanismo inherente al ser humano ese vivir para contarlo , en palabras del inmortal Gabo y, creo que tambi n de otro polaco no menos inmortal Ryszard Kapu ci ski.Fue en 1953 cuando Szymborska entr a formar parte del consejo de redacci n de la revista del que ya no se apear a hasta 1981 , pero hubo de esperar al 27 de noviembre de 1963 para estrenar la secci n Correo literario, como una forma de comunicaci n, mediante respuesta cr tica, con los autores que hab an enviado sus textos a la revista La secci n, coordinada por dos personas, ten a a la poeta como una de ellas La otra fue el bielorruso W odzimierz Maci g, fil logo, historiador, cr tico literario y tambi n profesor.El consultorio funcion durante 21 a os, y otra polaca, Teresa Walas doctora, cr tica literaria, y profesora en la Universidad Jagell nica de la asignatura de Antropolog a de la Literatura decidi reunir 236 de estas respuestas y publicarlas en el a o 2000 bajo el t tulo de Correo literario o c mo llegar a ser o no llegar a ser escritor.Teresa Walas lo ten a muy claro, se hab a percatado, de ah ese par ntesis en el t tulo de la publicaci n, de que Szymborska hab a estado luchando desde el consultorio contra la falta de talento, los ep gonos, la terrible diletancia, y otros males que suelen dinamitar la base de la buena literatura.Szymborska trata de disuadir a quienes, con evidente falta de talento y voluntad de copia, han iniciado un camino pervertido en la literatura Lo hace con un humor cido y disolvente a veces, en otras ocasiones de forma m s o menos ir nica, pero no suele mostrarse excesivamente sensible con los sentimientos de los escritores en ciernes, esa es la verdad Le gusta llamar a las cosas por su nombre.El principal objetivo de Szymborska era que la gente que enviaba sus manuscritos Entendieran cosas elementales, les animaba a que reflexionaran sobre el texto reci n escrito, a que fueran m nimamente cr ticos consigo mismos Y, lo m s importante, los animaba a leer libros.Szymborska toca aqu los dos caballos de batalla primordiales de todo aqu l que imparte un taller literario de escritura creativa o se encuentra comprometido con la valoraci n de textos, de relatos o poemas de escritores que comienzan el completo blindaje y la no aceptaci n de la cr tica que es tomada como una ofensa personal , adem s de la necedad porque es una necedad, para qu vamos a darle m s vueltas de personas que, queriendo escribir, no han le do un libro en su vida.Puedo comprender, en un ejercicio de tolerancia, que las cr ticas se encajen mal, al fin y al cabo a nadie le gusta que le digan cosas negativas, en especial si son sobre un trabajo intelectual que se considera sublime Pero lo de no leer y querer ser escritor es algo que jam s he podido comprender.Y es un problema que genera textos repletos de lugares comunes aburrid simos, porque quienes no han le do nada consideran construcciones como el cielo azul , el mar embravecido o las perlas de tus dientes , hallazgos po ticos de primera magnitud Un poco de Homero o de Rub n Dar o les har a comprender lo desgastadas y aburridas que est n ya estas palabras No hay anda nuevo bajo el sol, ser original es tremendamente complejo, pero si adem s no has le do nunca, entonces, ignoras todo aquello que se ha dicho, el c mo se dijo y el qui n lo dijo, y demuestras tener muy poca afici n a esa escritura que arrastras por el lodo de tu ignorancia Volvamos con Szymborska.La polaca embiste en sus respuestas contra algo sobre lo que tambi n nos advierte Charles Bukowski en algunos de sus escritos que los conocidos jaleen la falta de talento del amigo, hijo, novio o vecino cons gnese en femenino tambi n, por supuesto , porque de esa forma le est n infligiendo un da o irreparable Afirma Szymborska El problema empieza cuando el autor de una de esas rimas ocasionales, correctas, oye que sus conocidos le dicen Es muy bueno, t o, tienes que publicarlo en alg n sitio Como consecuencia, lo que puede ser agradable y adecuado en un cierto contexto y que ha gustado a la muchacha elegida, de ojos grandes, azules, cae en manos de un redactor injusto que no comparte esa admiraci n.Jalear este tipo de escaso talento por motivos de amistad, parentesco o vecindario lleva a que los aprendices se crean escritores profesionales, con los consecuentes problemas que semejante ilusi n acarrea a mi vecino le gusta, a mi madre, a mi novio o novia les parece un texto de talento incomparable , se dice sorprendido el autor, al toparse de frente con el muro de la cr tica y con el a adido, ahora, de estos tiempo que corren, lo he colgado en redes y he tenido 500 likes , una mamarrachada contra la que Szymborska no se vio en la tesitura de tener que combatir Pero amigo escritor en ciernes por no llamarte otra cosa , te has preguntado si esos elogios son sinceros, te has preguntado por el tipo de gusto cr tico y conocimiento literario de quienes se ocultan tras los likes En una de las respuestas del Correo literario, Szymborska presenta el siguiente argumento sobre alguien que ha le do un poemita en una reuni n social y ha sido recibido con v tores Alguien le comenta al autor Tendr a usted que mandarlo a alg n sitio para que lo publiquen, ser a una pena que no quedara ninguna huella No es un buen consejo Cuando s que se va a echar a perder, es cuando acabe sobre el escritorio de alguna redacci n y empiecen a analizarlo con criterios literarios Y al final digan que eso no es poes a, con lo que causaran al autor un enorme disgusto Disgusto que se podr a haber evitado.C mbiese la lectura del poemilla en una reuni n social por Instagram, y nos encontramos ante una candente situaci n actual sobre lo que tiene xito en redes, pero los cr ticos no consideran o consideramos como poes a, aunque se nos intente hacer pasar como tal Os suena esta pol mica Qu de Sastre.Szymborska lo tiene muy claro en cuestiones relativas al talento literario, y no puedo estar m s de acuerdo con ella cuando afirma El talento Algunos lo tienen, y otros no lo tendr n nunca Y que conste que eso no significa que esos otros no tengan nada que hacer Pueden llegar a ser excelentes bioqu micos o descubrir, por ejemplo, el polo norte.Aunque pueda sonar duro, soy de la misma opini n Un escritor nace con ese talento, no se hace Un momento caballero , me dir alg n lector, Oiga usted , casi indignado Usted que se dedica a impartir talleres de escritura me est queriendo decir que no merecen la pena porque sin talento no se puede aprender a escribir Es una gran pregunta El taller, la escuela de letras, cumple varias funciones la primera y primordial, proporcionarle unos ingresos a quienes lo imparten, ingresos que les permiten pagar algunas facturas, echar gasolina como todo hijo de vecino e, incluso, y esto es lo m s importante, poder hacer la compra para conseguir la heroicidad de comer cada d a.Despu s, adem s y como qui n no quiere la cosa, ayuda a refinar el talento bruto de alg n alumno que verdaderamente lo tenga y sirve de criba para conseguir que abandonen un mont n de p simos escritores y personajes pesados que acuden a este tipo de talleres creyendo que cumplen una funci n social de entretenimiento y tertulia, como si fueran a un sal n de t o asistieran a un ameno curso de patchwork Es decir a pasar el rato y si se tercia, hasta puede que lleguen a conocer gente.Por ltimo, el taller literario puede limar y pulir un poco a quienes se dejen pulir y limar que esa es otra y que suelen ser aquellos seres generosos que han dejado la soberbia y el ego en la puerta antes de empezar As que la rimbombante escuela de letras, en lo estrictamente literario, ayuda al que apunta maneras, desespera al que carece de talento, y da un empujoncito leve al modesto Pero no crea escritores de la nada, ni tampoco desde la ignorancia de los alumnos Eso, el talento para ser escritor, ya se trae puesto de casa Aportemos aqu otra recomendaci n de Szymborska en respuesta a una persona de Nowograd Las facultades de filolog a polaca forman sobre todo a profesores, pero no ense an a escribir buenos poemas Ninguna clase magistral puede ayudar a crear talento.Y no digamos nada de las facultades de filolog a espa olas En fin, que esto del talento y su posibilidad o no de aprenderlo, o tal vez aprehenderlo, nos queda clar simo tras esta contestaci n a U.T de Cracovia Qu se supone que deber a aprender un escritor yendo a una escuela la literatura no tiene ning n misterio t cnico en todo caso, ning n misterio que no pueda descifrar un profano con algo de talento Es el oficio menos profesional de todas las actividades art sticas El camino al Parnaso est abierto para todo el mundo En apariencia, claro est , porque, a fin de cuentas, lo que decide es la gen tica.La gen tica de tener talento, obviamente, ese que se lleva de serie como unos ojos azules o, como es mi caso, como unos grandes pies planos No poseer ese talento no significa ser un borrico Acaba de dec rnoslo Szymborska en la cita anterior Uno, seguramente, vale para otras cosas, generalmente mucho m s tiles que la literatura Realmente los escritores no valemos para nada, o casi para nada Somos buenos en asustarnos, preocuparnos, mirar embobados, estar mano sobre mano, aburrirnos y quejarnos y, a veces, pero muy raramente, podemos ser buenos en escribir S , eso creo, que los escritores tambi n somos capaces de escribir Y a ade Szymborska El talento literario es uno entre muchos talentos Se pueden tener otros.As que a todos aquellos, por cientos o miles, que se creen escritores talentosos, jaleados por amistades, familiares, Szymborska no tiene problemas en recalcarles una de las mejores frases de este Correo literario El talento literario no es un fen meno de masas.Y m s adelante responde a una pregunta llegada desde ubin C mo llegar a ser escritor La pregunta que nos hace usted es muy delicada Pues bien, hay que tener algo de talento.Y si pese a todo esto, el aspirante persiste en su empecinamiento, quiz s otra reflexi n interesante de Szymborska puede que le saque de dudas Persiste todav a la rom ntica idea de que ser poeta es el mayor de los honores y un gran prestigio En realidad, el mayor honor y el mayor prestigio es hacer de forma intachable o que uno sabe hacer.Es el Correo literario un libro que, quiz s, contenga menos humor del que se nos ha querido vender, incluso menos iron a de lo que pueda parecer Por momentos me parece arisco, pero repleto de sentido com n y amor por la literatura.En la redacci n de la revista se recib an manuscritos que presentaban los mismos problemas a los que nos solemos enfrentar en nuestros talleres de escritura creativa Uno de ellos es la infame presentaci n de un texto que se supone debemos leer para valorarlo Es algo que jam s he podido comprender, y Szymborska tampoco Por qu tendr a que apetecernos leer eso, si todo parece indicar que al autor ni siquiera le apeteci pasarlo a limpio.Este mundo de la literatura que tanto amamos, visto desde nuestra perspectiva, se divide entre quienes leen y quienes escriben Por eso, si Szymborska encontraba suficientes motivos en un manuscrito para hacerle entender a su autor que como escritor no ten a ning n futuro, no dudaba en intentar reconducirlo al otro lado, el de la lectura As , le recomienda a un remitente de la localidad de Chorz w Le espera a usted una vida fant stica, una vida de lector, y de lector de los mejores, de lector desinteresado la vida de un amante de la literatura, un amante que ser siempre el miembro m s fuerte de la pareja, es decir, no el que tiene que conquistar, sino el que es conquistado Leer usted las cosas m s diversas por el puro placer de leer No tendr usted que estar pendiente de recursos , ni ponerse a pensar si se podr a escribir mejor o igual de bien, pero de otra manera Dante ser para usted Dante De noche, no le torturar la duda de por qu Fulanito, que no rima, ha sido publicado y yo, que lo he rimado todo y he contado las s labas con los dedos, ni siquiera he tenido unas palabras de respuesta.Este Correo literario est repleto de estas y otras respuestas y consideraciones sobre la literatura, conformando una especie de manual de primer uso para primerizos que siempre cometen los mismos errores, o de recordatorio para aquellos que llevamos escribiendo, impartiendo clases, y podemos caer en algunos errores de bulto por pereza o desidia Szymborska, como una guardiana incansable, est ah , vigilante.De esa forma, aborda cuestiones relativas a la necesidad de poseer un instinto innato para dedicarse a ser escritor y volvemos a lo de antes, un instinto innato, es decir, que no se puede aprender despu s , un instinto literario que igualmente se trae ya puesto de f brica , nos habla sobre asuntos relativos a la poes a por cierto, el poeta nace con o do , nos confiesa Szymborska, que de poes a sabe un rato , de la inspiraci n y de la importancia de trabajar los textos, de los lugares comunes y las im genes manidas, de la percepci n y sensibilidad especiales que necesita el escritor, de si se tiene algo que decir o no, de c mo la literatura debe tratar de emocionar, de los temas y de la construcci n de los personajes En fin, que este Correo literario es todo un tratado urgente de literatura para las trincheras en las que muchos se mueven, pero tambi n para quienes combatimos en primera l nea y sufrimos m s de la cuenta, o m s de lo que ser a recomendable para nuestra salud mental, a ep gonos, diletantes, aficionados, pero, sobre todo, eg latras, maleducados y caraduras.Si tuviera presupuesto, regalar a un ejemplar de Correo literario a cada uno de estos personajes Ser a la mejor forma de cerrarles la boca porque Wis awa Szymborska es ir nica, y graciosa a veces, pero por encima de todo hace gala de una espectacular e impagable mala leche que se agradece mucho en estos tiempos que corren de buenismos literarios y tibiezas cr ticas *DOWNLOAD E-PUB ☛ Poczta literacka, czyli jak zostać (lub nie zostać) pisarzem ↬ Poczta literacka to pe na ol niewaj cego humoru ksi ka noblistki, na kt r sk adaj si odpowiedzi na listy pocz tkuj cych pisarzy, publikowane niegdy w tygodnikuycie Literackie Ta ksi ka to nie tylko zbi r cennych porad i wskaz wek dla os b pisz cych, lecz tak e kapitalna lektura dla mi o nik w literatury i czytelnik w dzie Wis awy Szymborskiej, kt rzy chcieliby dowiedzie si czego wi cej o jej pogl dach, preferencjach literackich, ulubionych pisarzach Touch Not the Cat czyli jak zostać (lub nie zostać) pisarzem ↬ Poczta literacka to pe na ol niewaj cego humoru ksi ka noblistki The Charmer’s Box na kt r sk adaj si odpowiedzi na listy pocz tkuj cych pisarzy The Charmer’s Box: Poetry publikowane niegdy w tygodnikuycie Literackie Ta ksi ka to nie tylko zbi r cennych porad i wskaz wek dla os b pisz cych Red Roots (Vampire Empire, lecz tak e kapitalna lektura dla mi o nik w literatury i czytelnik w dzie Wis awy Szymborskiej What to Do Until Love Finds You: The Bestselling Guide to Preparing Yourself for Your Perfect Mate kt rzy chcieliby dowiedzie si czego wi cej o jej pogl dach Rizal Beyond the Grave: A Reiteration of the Greatness of the Martyr of Bagumbayan preferencjach literackich The Velvet Years: Warhol's Factory, 1965-67 ulubionych pisarzach Cualquier cosa en este mundo se desgasta con el uso, excepto las reglas gramaticales Util celas sin miedo, hay suficientes para todos Eres una prestigiosa escritora, lo tuyo te ha costado Creatividad, esfuerzo, perseverancia Ha sido un largo camino.Te encargas de un consultorio de escritores en una revista polaca y te das cuenta de lo que equivocada que est la gente Cualquier persona se cree con la capacidad de escribir y no piensan en el da o que pueden hacer con ello a los verdader Cualquier cosa en este mundo se desgasta con el uso, excepto las reglas gramaticales Util celas sin miedo, hay suficientes para todos Eres una prestigiosa escritora, lo tuyo te ha costado Creatividad, esfuerzo, perseverancia Ha sido un largo camino.Te encargas de un consultorio de escritores en una revista polaca y te das cuenta de lo que equivocada que est la gente Cualquier persona se cree con la capacidad de escribir y no piensan en el da o que pueden hacer con ello a los verdaderos amantes de la literatura C mo gestionar todas las cartas que recibes C mo dar una respuesta correcta a esas personas que ya se consideran escritores por unir unas pocas palabras C mo no herirles con tu respuesta pero tampoco darles falsas esperanzas La escritora polaca Wislawa Szymborska se encarg durante unos veinte a os de un consultorio de escritores Corr an los a os 60 y a la revista polaca, Vida literaria , no paraban de llegar escritos Durante todos esos a os ha recibido cartas de todo tipo y en todos los casos supo dar unas grandes respuestas Respuestas brillantes llenas de ingenio y sentido del humor Respuestas muy directas, con un toque ir nico y sarc stico.En este libro podemos leer algunas de esas maravillosas respuestas y en ciertos momentos te das cuenta de lo dif cil que ha tenido que ser para la autora Ver como se entrometen en tu oficio personas que no le tienen el cari o suficiente Ver como ciertas personas consideran que tu oficio es un trabajo muy sencillo y que cualquier persona lo podr a hacer Correo literario es un libro para leer despacio, poco a poco Considero que es una lectura muy interesante y muy recomendable para esas personas que quieren comenzar a escribir Es una lectura de la que cada lector podr sacar sus propias conclusiones, consejos y recomendaciones Un golpe de realidad en los tiempos que corren.Tal vez no me haya conquistado como a otros lectores pero me ha sacado m s de una carcajada Szymborska es maravillosa.